Breve Biografía de Antonio Galera Gracia

Antonio Galera Gracia nace en Puebla de Soto, un pequeño y soleado pueblecito ubicado en el centro del corazón de la huerta de la ciudad de Murcia. A los dos meses de edad, sus padres, Salvador Galera y Concepción Gracia, tienen que trasladarse a Arenys de Mar (Barcelona), porque la posguerra fue muy dura y había que encontrar trabajo.

Desde ese mismo momento su madre y su padre tienen que trabajar muy duro para sacar a su hermana Francisca y a él hacia adelante. Su padre trabaja en una cantera y su madre haciendo la limpieza en tres colegios religiosos.

Recién cumplidos los siete años es internado en uno de los tres colegios religiosos donde su madre hacia la limpieza diaria. Su ingreso es gratuito, y para pagar los gastos, el pequeño Antonio tiene que levantarse muy temprano para ayudar en la cocina, en el comedor y en la descarga de los suministros diarios.

Cuando cumple los doce años, su familia decide regresar a Murcia. Durante el tiempo en que estuvo estudiando en el mencionado colegio, Antonio había aprendido que si quería estudiar no tendría más remedio que trabajar para pagarse los estudios. Comienza a trabajar en una industria que se dedica a moler pimiento. Trabaja durante la noche y estudia durante el día.

Acabada la carrera y aprobadas las oposiciones, Antonio Galera comienza a recorrer toda España, pues su trabajo así se lo exige. Y desde ese momento es cuando empieza a escribir en periódicos y revistas. En más de una ocasión estuvo a punto de publicar algún libro, pero se dio cuenta que para escribir hay que poseer conocimientos básicos que puedan ayudar al escritor a personalizar los diferentes personajes que son o pueden ser la base de sus novelas.

Por esta razón decide matricularse en algunas de las facultades de las ciudades a donde tiene que ir debido a su trabajo, habiendo tenido la ocasión de adquirir por este medio un amplio conocimiento sobre muchas y variadas disciplinas académicas.

Y todo ello lo ha ido haciendo para informarse, y a la vez para formarse una cultura que hoy le está sirviendo para dar luz, argumento e ilustración a sus obras.